Recuerdo las palabras de mi maestra Shanti Ragyi: “La vida se compone de ciclos de siete años. Cada siete años ocurre un cambio determinante en tu vida…”. Desde aquel momento me rompía la cabeza recordando, repasando los momentos importantes de mi vida, repartiéndolos en cajas de siete años. Buscaba patrones, pruebas de aquel biorritmo “sieteañístico”. Creo que nunca quedé realmente convencido de la existencia de esos ciclos.

Hoy me doy cuenta que se acerca el final de un periodo de siete años. No sé si esta pieza encaja perfectamente en el rompecabezas del resto de mi vida, donde cada pieza ocupa siete años. Sólo sé que este ciclo sí está muy definido…

  • la “primera” película fue Iron Man; hoy es Avengers: Age of Ultron…
  • hace 7 años me fui en un road trip desde Arkansas hasta Colorado, rumbo a una convención de Búsqueda y Rescate, acompañado de dos amigos espectaculares: ella de EU, él de Costa Rica. Este año regreso a esa convención, por la misma ruta, acompañado de estos dos seres extraordinarios.

El momento clave que posiblemente definió la existencia de este nuevo ciclo ocurrió el Día de las Madres de 2008. Ya escribí sobre esto pero no puedo evitar repasar este evento que dio el inicio al cambio más importante en mi vida. No puedo evitar volver a escribir y a agradecer a Dios, al Universo, al destino, o como le quieran llamar.

La causalidad de una canción en mi vehículo, en un momento de soledad mientras conducía, que empujó una llamada, que desencadenó todo lo ocurrido en los últimos siete años de mi vida…. los años más plenos y felices de mi existencia.

Puedes leer aquí el resto de la historia.

¡SÍ!

¡Quiero enterarme de las noticias y más reciente información!

Únete a nuestra lista de envíos para recibir las últimas noticias e información de nuestro equipo.

¡Gracias por tu apoyo!

Pin It on Pinterest

Share This

¡Compártelo!

Agradecemos y apreciamos tu apoyo.